Peugeot 4008: la carta más alta
Aseguran en el grupo PSA que su segunda colaboración con Mitsubishi en el campo de los SUV ha ido mucho más lejos. Hablamos de un todocamino que, con 4,34 metros de longitud.
Peugeot 4008: la carta más alta
Aseguran en el grupo PSA que su segunda colaboración con Mitsubishi en el campo de los SUV ha ido mucho más lejos, y desde mucho antes en el proceso, que aquella de la que surgieron, casi como clones del Outlander, los Citroën C-Crosser y Peugeot 4007. En este caso, el trabajo ha bajado un escalón en cuanto a tamaño, para centrarse en unvehículo de tamaño compacto que nació primero como ASX en la marca japonesa, se plasmó hace unos pocos meses en el C4 AirCross (ya a la venta) y se replica ahora en el Peugeot 4008.
Hablamos de un todocamino que, con 4,34 metros de longitud (30 centímetros menos que, por ejemplo, el 4007) encaja de lleno en el segmento del Nissan Qasqhai. Y es cierto que las diferencias son muy notables (igual que en el Citroën) con respecto al Mitsubishi. Por ejemplo, cambia sustancialmente el diseño del frontal, de la zaga e incluso del lateral de la carrocería, y el coche viene de serie con llantas de aleación de 18 pulgadas, que no existen en el modelo japonés, y que en el Peugeot han obligado a ensanchar las vías cinco milímetros.
Al volante, más firmeza
 
También se han endurecido las suspensiones y la dirección (a media y alta velocidad) para darle un toque más firme, con menos balanceos. Igualmente, se ha modificado el interior: gran parte del salpicadero es nueva, igual que las tapicerías y materiales de recubrimiento, con una calidad superior. Por dentro, es un coche con suficiente amplitud en casi todas sus cotas (cuenta con una generosa batalla de 2,67 metros) y un maletero mínimo de 416 litros.
Aunque la diferencia más contundente está en el precio: 31.900 euros, descontada una promoción de lanzamiento de 1.400 euros. No hay más tarifas porque Peugeot ha decidido jugar la carta más alta. Sólo se vende una versión con motor diésel de 150 caballos, un 1.8 de origen Mitusbishi al que se le ha cambiado el turbo para ganar respuesta y par a bajas revoluciones. Con sistema Start&Stop, se ha homologado con un consumo medio de 5,6 litros cada 100 kilómetros.
Según Peugeot, no traerán el 1.6 HDi de 115 caballos porque ya tienen el crossover 3008 posicionado por debajo, y porque hasta el 50% de los clientes de SUV de gama media-alta buscan un coche de entre 140 y 180 caballos.No obstante, si hubiera demanda, no descartan traer nuevas versiones.
Tres modos de tracción
La tracción total es conectable con tres modos de funcionamiento (dos ruedas motrices, reparto automático variable del par entre ambos ejes y bloqueado al 50%), el cambio es manual y el equipamiento, el correspondiente al acabado Allure.
Esto supone que el 4008 viene con climatizador, tapicería parcial en piel, luces y limpias automáticos, ESP, ayuda al arranque en pendiente, siete airbags, ordenador de viaje, bluetooth, equipo de sonido con toma USB, luces de xenón y luces de día de led’s. La rueda de repuesto es de la de tipo ‘galleta’.
Entre las pocas opciones, están la alarma antirrobo (300 euros), el techo de cristal con iluminación interior de led`s (875), el navegador con disco duro y pantalla trasera (desde 2.000 euros), la tapicería integral con asientos eléctricos (1.875) y la pintura metalizada (desde 545 euros).

Comentarios

Entradas populares de este blog

Citroën Berlingo Multispace vs. Peugeot Partner